Síguenos

Moviéndose sobre ruedas Lolo no tiene impedimento para ser alegre, cariñoso y juguetón

Lolo es un perrito atropellado que volvió a la vida al caminar sobre ruedas. Gladys Zamudio actualmente lo brinda apoyo y le busca hogar

4 noviembre, 2022
Moviéndose sobre ruedas Lolo no tiene impedimento para ser alegre, cariñoso y juguetón
Gladys es una fiel amiga de Lolo, quien lo describe como un perro muy alegre, juguetón y cariñoso. Fotos: Lino Ceballos.
Gladys es una fiel amiga de Lolo, quien lo describe como un perro muy alegre, juguetón y cariñoso. Fotos: Lino Ceballos.

Culiacán, Sinaloa..- Gladys Zamudio, desde hace ya cuatro meses se ha convertido en la fiel amiga de Lolo, perrito que sufrió un accidente que lo dejó paralítico de la mitad de su cuerpo, pero esto no ha sido impedimento para que el can sea, alegre, juguetón y cariñoso. Si existe un ser en el mundo con esperanza y ganas de vivir es él.

“Hace dos años, cuando Lolo tenía dos meses de nacido, fue atropellado y una persona de buen corazón se apiadó de él, le dio hogar temporal aproximadamente 15 días, le curó las heridas que tenía abierta a como Dios le dio entender.

Al ver que necesitaba de atención más especializada se comunicó con Fundación Laika y empezaron hacer equipo y difusión de caso para apoyo médico.  Quedó inmóvil de la mitad de la columna hacia abajo. Actualmente, está en la guardería Pet House”, comenta la joven que dedica parte de su tiempo al cuidado de Lolo.

Gladys desde hace cuatro meses forma parte del equipo de Fundación Laika, y entre sus principales funciones es sacar a pasear a los perros, educarlos y entrenarlos para que liberen energía y entre ellos está Lolo.

 “Saco a pasear a Lolo dos veces por semana y si tiene energía hasta más días, le cambio pañal y vendas de sus patitas. A él nada le impide tener una vida normal, solo que causa mucha admiración al verlo por la calle en su sillita, porque corre, juega, come, disfruta y enreda como cualquier perro”, dijo.

“Muchas veces las personas piensan que los animales no son tan importantes o que no merecen tantos cuidados, simplemente los hacen a un lado y más a los que están en la misma situación que Lolo. Ellos tienen emociones y siente igual que uno y lo único que quieren es amor, alguien que los cuide y les brinde afecto”, reflexiona Gladys.

No ha sido nada fácil encontrar un hogar para Lolo, porque requiere de cuidados y comidas especiales, pero Gladys asegura que existe la esperanza de que lo puedan adoptar por ser un perrito tan bueno, luchador, valiente, y con el alma tan pura. “A la gente le llama mucho la atención verlo pasear en su sillita, les asombra las ganas de vivir que tiene y que sea tan feliz, tan libre. Es muy alegre, juguetón y cariñoso”, expresa con voz armoniosa la joven protectora de animales.

Lolo nunca se queja, por mucho que sufra o que le duela, jamás ha tenido un mal gesto o atisbo de agresividad contra nadie; su gran resistencia al dolor es de admirarse y su capacidad de amar es infinita. Así que Lolo es merecedor de encontrar un hogar digno. ¡Échale una patita para lograr encontrarlo! Lolo lleva la felicidad sobre ruedas. Su destino es tu hogar…

A la gente le llama mucho la atención verlo pasear en su sillita a Lolo, les causa mucha admiración las ganas de vivir que tiene y que sea tan feliz.

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias