Tus Buenas Noticias
Síguenos

El Centro Juvenil del Colegio Excélsior y su obra por la comunidad regiomontana

La creación de este Centro fue dirigido originalmente hacia los jóvenes siguiendo las enseñanzas y ejemplo de San Juan Bosco quien centró su vida en dejar un legado de formación en la niñez y la juventud.

19 enero, 2024

En un lugar del centro de Monterrey ubicado sobre la calle Washington casi esquina con la avenida Juárez se encuentra una icónica casa antigua con forma de castillo gótico en donde se localizan las instalaciones del Colegio Excélsior, el cual tiene 117 años fungiendo como institución educativa y en donde en estas mismas paredes se destaca una misión por demás alentadora.

EL CENTRO JUVENIL EXCÉLSIOR” en donde por más de 53 años se han forjado inspiradoras historias de hombres y mujeres que gracias al apostolado de las hermanas Salesianas hoy pueden orgullosamente desempeñarse en distintos trabajos; terminar estudios de primaria, secundaria y preparatoria así como carreras técnicas. Muchos han podido llevar a cabo el sueño de tener un negocio propio o complementar sus trabajos con la realización de algún oficio que les permita incrementar sus ingresos para poder tejer una vida digna.    

Aún cuando el colegio pertenece a la religión católica , “EL CENTRO JUVENIL EXCÉLSIOR” está abierto a todo el público sin ninguna exigencia en cuanto a cumplir con determinadas actividades de origen religioso; sin embargo, sí se les imparten cursos de valores donde se fortalece un alto sentido del deber cumplido; la honestidad, el servicio a los demás, la disciplina y muchos otros  indispensables para el fomento de ciudadanos con un alto sentido cívico y ético.

La creación de este Centro fue dirigido originalmente hacia los jóvenes siguiendo las enseñanzas y ejemplo de San Juan Bosco quien centró su vida en dejar un legado de formación en la niñez y la juventud y entre sus lemas tenía “De la sana educación de los jóvenes depende la felicidad de las naciones”; ahora bien, como el colegio era una institución para señoritas, los “jóvenes“ en realidad se conformaban solo por personas del sexo femenino;  sin embargo a partir de 1995 el colegio abre las puertas a mujeres y hombres practicamente sin límite de edad, siendo completamente inclusivo.

Hoy día la hermana Sor Guadalupe Cavazos Bueno (Sor Lupita) dirige, desde 1971, a sus casi 80 años este maravilloso semillero de aprendizaje académico y de oficios al servicio de la comunidad. Entre los servicios que podemos obtener en esta maravillosa escuela están:

Primaria; Secundaria y Preparatoria debidamente certificadas por la Secretaría de Educación Pública; Secretaría Bilingüe, Inglés, Computación, Cultora de belleza, Técnico en Urgencias Médicas, Corte y Confección; elaboración de dulces regionales, manualidades, arreglo de celulares y de refrigeradores entre otros.

Ir al colegio Excélsior a mediados de mayo, cuando se entregan los certificados y diplomas, es una joya para el corazón. Si alguien desea acompañar a los orgullosos estudiantes de las diferentes áreas podrá ver entre ellos a abuelitos de 60 años y más terminar sus estudios de primaria o de secundaria, ver a sus hijos y nietos llevando flores para sus abuelos o sus padres o sus tíos que lograron tener algún oficio, podrán ver modelar a jóvenesp>En un lugar del centro de Monterrey ubicado sobre la calle Washington casi esquina con la avenida Juárez se encuentra una icónica casa antigua con forma de castillo gótico en donde se localizan las instalaciones del Colegio Excélsior, el cual tiene 117 años fungiendo como institución educativa y en donde en estas mismas paredes se destaca una misión por demás alentadora.

EL CENTRO JUVENIL EXCÉLSIOR” en donde por más de 53 años se han forjado inspiradoras historias de hombres y mujeres que gracias al apostolado de las hermanas Salesianas hoy pueden orgullosamente desempeñarse en distintos trabajos; terminar estudios de primaria, secundaria y preparatoria así como carreras técnicas. Muchos han podido llevar a cabo el sueño de tener un negocio propio o complementar sus trabajos con la realización de algún oficio que les permita incrementar sus ingresos para poder tejer una vida digna.    

Aún cuando el colegio pertenece a la religión católica , “EL CENTRO JUVENIL EXCÉLSIOR” está abierto a todo el público sin ninguna exigencia en cuanto a cumplir con determinadas actividades de origen religioso; sin embargo, sí se les imparten cursos de valores donde se fortalece un alto sentido del deber cumplido; la honestidad, el servicio a los demás, la disciplina y muchos otros  indispensables para el fomento de ciudadanos con un alto sentido cívico y ético.

La creación de este Centro fue dirigido originalmente hacia los jóvenes siguiendo las enseñanzas y ejemplo de San Juan Bosco quien centró su vida en dejar un legado de formación en la niñez y la juventud y entre sus lemas tenía “De la sana educación de los jó

Enlaces patrocinados