Síguenos

Mario Lavista, uno de los músicos más eminentes del siglo XX y XXI en México

La Secretaría de Cultura y el Inbal han realizado diversas actividades a lo largo de este año para mantener vivo su legado

4 noviembre, 2022
Mario Lavista, uno de los músicos más eminentes del siglo XX y XXI en México
Mario Lavista, uno de los músicos más eminentes del siglo XX y XXI en México
Mario Lavista, uno de los músicos más eminentes del siglo XX y XXI en México

La Secretaría de Cultura del Gobierno de México y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (Inbal), a través de la Coordinación Nacional de Música y Ópera, han realizado diversas actividades a lo largo de este año para mantener vivo el legado del compositor mexicano Mario Lavista Camacho, una de las figuras más relevantes de la música de la segunda mitad del siglo XX y principios del XXI para México y el mundo.

Mario Lavista integró un legado fundamental en la música de los siglos XX y XXI, no solo por su obra musical, sino también por su labor como divulgador y como maestro de numerosas generaciones de músicos y compositores. Su trayectoria artística y académica enriqueció la vida cultural y musical del país y por ello fue galardonado con múltiples reconocimientos. Desde 1987 formó parte de la Academia de Artes, en 1998 ingresó a El Colegio Nacional y fue miembro honorario del Seminario de Cultura Mexicana.

Siempre abierto a la experimentación y en constante búsqueda del refinamiento del lenguaje musical, su obra abarca diferentes formatos, desde música para instrumento solo, así como música vocal, de cámara, orquestal y su única ópera, Aura, basada en la obra de Carlos Fuentes y realizada con una beca de la Fundación Guggenheim. Destacan también sus ocho cuartetos de cuerdas, en especial el No. 2, Reflejos de la noche, que es quizá una de sus obras más programadas, a pesar de la dificultad interpretativa que implica.

A propósito de estas obras, en junio se realizó por primera vez en la historia la integral de los cuartetos de cuerda en un ciclo de tres conciertos que tuvieron como sede la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, acompañados por otras obras de compositores significativos para Lavista. Es así como el viernes 3 de junio se interpretaron los cuartetos 1, 3 y 5, además del Cuarteto, Op. 10 en Sol menor, de Claude Debussy, y el sábado 4 de junio los cuartetos 2, 4 6, además del Cuarteto, KV589, de Wolfgang Amadeus Mozart, ambos conciertos a cargo del Cuarteto Latinoamericano, y en el tercer y último programa, el domingo 5 de junio, que estuvo a cargo del Cuarteto José White, además de los cuartetos y 8, así como el Cuarteto para instrumentos de cuerdas (dedicado a Gabriel Fauré) de Maurice Ravel.

Mario Lavista desarrolló un profundo interés por otras artes y por la interdisciplina a lo largo de su trayectoria. Fue así como realizó música basada en obras plásticas para proyectos de danza que desarrolló en colaboración con su hija, la bailarina y coreógrafa Claudia Lavista y para cine. También fue muy cercano a la literatura, sobre todo a la poesía, y realizó varias canciones tomando como base distintos poemas. Algunas de estas canciones fueron presentadas en el marco de su natalicio por la mezzosoprano Encarnación Vázquez y el pianista Alberto Cruzprieto, concertistas de Bellas Artes, en la Sala Manuel M. Ponce. Fue así como el domingo 3 de abril se presentó un recital que incluyó Hacia el comienzo, canciones basadas en poemas de Octavio Paz, Nocturnos, basados en poemas de Álvaro Mutis y Rubén Bonifaz Nuño, y Tres canciones, que parten de poemas de Po Chu Yi y Li Chan Yin.

Como parte de su labor en la divulgación y el análisis en torno al quehacer musical, publicó textos a través de El Colegio Nacional, y en colaboración con el Centro de Investigación, Documentación e Información Musical Carlos Chávez (Cenidim) publicó un libro. Así mismo, fue fundador y director de la revista Pauta, cuadernos de teoría y crítica musical, publicación periódica realizada por la Coordinación Nacional de Música y Ópera del Inbal, que después de una larga espera, ocasionada en mayor parte por la contingencia sanitaria, acaba de sacar a la luz los tres volúmenes más recientes editados por el maestro Lavista, gracias al programa editorial del Inbal y al decidido apoyo de la directora general del Inbal, Lucina Jiménez López.

Para esto, el 26 de octubre, en el marco del 44 Foro Internacional de Música Nueva Manuel Enríquez (FIMNME) se dio cita en la Sala Manuel M. Ponce del Palacio de Bellas Artes, una mesa de expertos presidida por la subdirectora general de Bellas Artes, Laura Ramírez Rasgado, y así fue como se escuchó a Dulce Huet, productora, cronista y periodista musical; Luis Jaime Cortez, compositor y musicólogo; Ana Lara, compositora y gestora cultural; Juan Arturo Brennan, crítico musical, periodista y colaborador de Pauta durante 30 años, y Luigi Amara, escritor y jefe de Redacción de Pauta desde hace 17 años, hablar de la labor incansable de Mario Lavista como editor y divulgador de las artes. El viernes 28, fueron presentados en la Feria Internacional del Libro de Oaxaca, a cargo de José Julio Díaz Infante, coordinador nacional de Música y Ópera; Dora Vera, compositora oaxaqueña y, de nueva cuenta Luigi Amara, jefe de Redacción de la revista. Los volúmenes próximamente se encontrarán a la venta en las principales librerías Educal y del Fondo de Cultura Económica.

El compromiso del maestro Lavista con la formación de nuevas generaciones de compositores fue patente desde su ingreso al Conservatorio Nacional de Música, desde donde por más de 45 años fomentó la libertad de creación y la experimentación de nuevas técnicas instrumentales a través de las cátedras de Análisis, Composición y Lenguaje Musical del siglo XX, gracias a las cuales se formaron varias de las voces más representativas de la composición en México en la actualidad; voces cuya presencia es recurrente, al igual que la suya, en el Foro Internacional de Música Nueva Manuel Enríquez.

En su constante colaboración con el Inbal, al que consideró su casa creativa, Lavista dejó importantes aportaciones al quehacer musical del país, en complicidad con agrupaciones como la Orquesta Sinfónica Nacional (OSN), la Orquesta de Cámara de Bellas Artes (OCBA) y, especialmente, el Centro de Experimentación y Producción de Música Contemporánea (Cepromusic), agrupaciones que también realizaron diversas actividades a lo largo del año para honrar su memoria.

Lee también: Estará en Zacatecas el Museo temático “Playmohistoria”,  con la colección privada con figuras de Playmobil más grande de México.

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias