Síguenos

Sucesión no asegura continuidad

Sucesión y continuidad deben ser congruentes y ambas dirigidas al progreso de la empresa en armonía familiar.

30 noviembre, 2021
Sucesión no asegura continuidad

¿Ya te diste cuenta de que, tratándose de tu empresa familiar, no es lo mismo sucesión que continuidad?

Por la sucesión trasmites la propiedad de la empresa, y mediante la continuidad organizas la prolongación del éxito de la compañía.

Sucesión y continuidad deben ser congruentes y ambas dirigidas al progreso de la empresa en armonía familiar. Por eso es que en la “Planeación Patrimonial Post Mortem” (para después de que mueras) probablemente un testamento no sea suficiente.

Lee: No es que no quiera; es que no puedo retirarme

Vas a necesitar también algunos ajustes corporativos, acuerdos intersocios, revisar los estatutos de la sociedad y checar los derechos de los accionistas minoritarios… en fin; si fuera una cena en tu casa que deseas exitosa, te diría: no basta asar la carne; hay que hacer las salsas, poner a enfriar la cerveza, escoger buenos vinos, tener algo para el postre, seleccionar la música…

Una advertencia por algo que hemos visto: asesores empresariales en coaching hacen recomendaciones muy lógicas desde el punto de vista empresarial, pero contrarias a la armonía familiar. Al asesor siempre hay que advertirle: si quiero progreso empresarial a largo plazo, pero con una familia unida.

Sucesión y continuidad, progreso y armonía, son conciliables y pueden coexistir. Lo hemos visto mucho; lo hemos logrado.

Contacto: Díaz Salazar y Asociados, S.C.

Te puede interesar
Últimas noticias