Síguenos

Seguridad

En un choque ¿el que pega paga?

Esto debes saber al sufrir un choque por alcance

En un choque ¿el que pega paga?

De qué mexicano no has escuchado la frase “el que pega paga” luego de sufrir un choque por alcance, pero, ¿en algún momento te has preguntado sobre la veracidad de esta frase al momento de un hecho real?

Pues contrario a lo que esta expresión refiere, son diversos los factores a considerar antes de determinar quién fue el culpable del percance.

Lee también: Accidentes en motocicleta tienen una disminución significativa

Lo primero es ubicar la vialidad en la que ocurrió el choque para determinar quién tenía la preferencia de circulación.

Seguido de esto se debe considerar la señalética del sitio y finalmente tomar en cuenta las situaciones de contexto, como lo son las condiciones del clima y del pavimento, así como la iluminación con la que disponía el conductor.

Todas estas precisiones son la primera parte a considerar, pues a estas se sumarán el cálculo de la velocidad, la atención que el conductor prestaba al camino a la hora del percance entre otros.

¿Qué es un choque por alcance?

El conocido como “choque por alcance” surge de los artículos de los reglamentos de tránsito en los que se estipula que los conductores deben conservar respecto al vehículo que tengan delante, una distancia razonable que garantice la detención oportuna en caso de que éste frene de manera imprevista.

Este tipo de choques es provocado por no guardar la distancia correcta, conducir a exceso de velocidad, sin poner atención al camino o por condiciones externas al conductor.

Lee también: Accidentes viales en Culiacán

Cuando el golpe suceda contra el vehículo que circula delante, la responsabilidad recaerá en quien circulaba detrás, así mismo sólo se considerará “por alcance” cuando el daño se registró en el vértice trasero derecho o izquierdo hacia el centro de la parte posterior del vehículo.

Es decir, si bien comúnmente aplica la frase “el que pega paga”, aunque un choque sea por alcance, si el vehículo que se encuentra delante circulaba de reversa, la culpa será suya, otro momento en que esta expresión no aplica es cuando existe una invasión al hacer el cambio de carril, misma regla que aplicará para quien provoque un percance por no respetar el Reglamento de Tránsito o las señaléticas

Finalmente, si en un choque por alcance estuvieron involucrados más de dos vehículos, el responsable será que se encuentre hasta el final de la fila.

 

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias