Síguenos

¿Qué seguro debo contratar primero? ¿El seguro del auto o el seguro de vida?

27 diciembre, 2022
¿Qué seguro debo contratar primero? ¿El seguro del auto o el seguro de vida?

Sin afán de crear una controversia, ni ponerle valor o peso a cada uno de estos seguros. Siempre me ha llamado la atención la importancia que le damos a los seguros de automóviles contra los seguros de vida. No estoy afirmando que debemos tener primero un seguro de vida y después pensar en los seguros de automóviles. De hecho, en nuestro país es una obligación contar mínimo con un seguro básico para daños a terceros.

Lo que a mi me sorprende aún, en algunos casos, son las personas que pueden pagar grandes cantidades al año por el seguro de cobertura amplia. No solamente en unidades del año, sino también en autos que ya no son del año. En este tipo de unidades pueden andar rondando los 10-20k pesos de primas anuales, y ni hablar de unidades último modelo de alta gama, que pueden andar arriba de los 100k pesos las primas anuales.

Lee también: Festeja cada peso que decides ahorrar


Entonces, ¿por qué muchas personas pagan sin problema estas primas para los autos y no para un seguro de vida?

He aquí algunas de las deducciones a las que he llegado a lo largo de 15 años como agente de seguros:

  • Como lo mencioné en el inicio del correo, el seguro de automóvil es una obligación para poder circular. Podemos recibir una multa en caso de no contar con uno.
  • En cuestión del uso del mismo, el seguro del auto, es el seguro que nos va tocar utilizar en vida y en su caso, agradecer el haber contado con un seguro de tu auto. (Imagínate chocar contra un auto de alta gama del año 2023, y no contar con un seguro, estamos hablando de pagar una reparación de cientos de miles de pesos)
  • Siguiendo la línea del pensamiento anterior. El seguro de vida, a pesar que es para proteger a nuestros seres más queridos, nuestra familia. Suele ser un seguro que no tiene un efecto de sensibilización inmediata, sino hasta que uno lo vive en carne propia o con un familiar o amistad cercana. Esto es, cuando conocemos el caso de un fallecido que dejo un buen seguro de vida y esto ayuda a la familia a salir adelante durante los primeros años despúes de la falta del familiar.
  • A muchas personas les cuesta invertir en lo "intangible". Ojo, aunque nosotros también ocupamos espacio y estamos físicamente presentes. El asegurar la "vida" puede sentirse como algo menos físico y presente, que un automóvil que puede ver, tocar y usar.

Lee también: La filosofía del Ahora en las finanzas personales

Insisto, el fin de esta reflexión, no es criticar al que compra un seguro de automóvil y no uno de vida. Sino es reflexionar sobre nuestro manejo del cuidado del patrimonio personal y familiar. Creo que ambos seguros son muy importantes. Y por mi profesión, he tenido la oportunidad de experimentar de manera cercana el beneficio y tranquilidad que ofrece un seguro de vida a los familiares en esos momentos tan díficiles.

Si aún no has contratado ningún seguro de vida, te invito a revisar tu presupuesto y hacerle un espacio a este producto que considero básico en tu portafolio de seguros. Hay varios tipos de seguros que puedes contratar, dependiendo la etapa de la vida en la que te encuentras y el plazo que quieres contar con la protección. Muchas veces esos seguros llegan a ser más baratos que algunos seguros de automóviles.

Temas de esta nota
Te puede interesar
Últimas noticias
Enlaces patrocinados